Alfonso Rodríguez Badal: “2020 está siendo muy difícil, hay que hacer sacrificios, aplazar la ejecución de ciertas cosas y dedicar los esfuerzos a lo urgente”

noviembre 13, 2020

Alfonso Rodríguez Badal, alcalde de Calvià, habla en exclusiva con Diario de Calvià para hacer un balance de este 2020 que está a punto de acabar

Tras un año complicado y una temporada turística marcada por las restricciones gubernamentales, Alfonso Rodriguez Badal se enfrenta junto a su equipo de Gobierno, a un 2021 lleno de incertidumbre causada por la pandemia. En 2021 se cumplirá el ecuador de su mandato como alcalde del municipio de Calvià, cargo que ostenta desde 2015, y el primer edil del municipio habla en exclusiva con Diario de Calvià para hacer un balance de este 2020 que está a punto de acabar

El 2020 ha sido un año complicado, ¿cómo se ha afrontado desde el equipo de Gobierno?

2020 ha sido un año muy, muy difícil, y está siéndolo para todos los calviners y calvianeres. El parón del turismo ha sido muy dañino para la economía familiar. Como dato, en el mejor momento de la temporada, que fue en julio y agosto, la caída de la actividad turística fue superior al 80%. Esto significa muchas dificultades económicas para muchas familias. Al ver la situación, en junio teníamos la esperanza de un mejor verano, y pensábamos que la temporada iba a durar más, hasta octubre o noviembre. Aún así, en junio aprobamos un Plan Reactivación Económica y Social para Calvià, y lo aprobamos con el consenso todas las fuerzas políticas y todo el sector productivo: sector del ocio, hoteleros, sindicatos, restauración comercio… El Plan contempla 9 millones de euros en líneas especiales de ayuda que han sido muy importantes y han ayudado mucho al tejido económico. Hemos llegado a bonificar el 50% de la reducción tasa basuras. Esto son 3 millones de euros que dejamos de recaudar, por lo que hay que hacer sacrificios en otras partidas, aplazar la ejecución de ciertas cosas y dedicar los esfuerzos a lo urgente.

También hemos ampliado la convocatoria de ayudas a los autónomos que tenía que el Govern, y lo hemos hecho de manera muy importante. Hemos sido el municipio que más recursos ha aportado: el Govern y el  Consell dedicaban unos 600.0000 euros y nosotros hemos puesto 1,5 millones de euros más. Hemos ofrecido además bastantes ayudas para el sector productivo, como la posibilidad de aplazar impuestos, que ahora acaba el 16 de noviembre cuando habitualmente acaba el 16 agosto, o la posibilidad de aplazar a 2021 el 50% del IBI del sector productivo.

En cuanto a las medidas de carácter social, ¿cuáles han sido más relevantes?

Destacaría dos: una es las ayudas extraordinarias al alquiler Covid, donde hemos tenido en cuenta la renta de este año. Así, todos los que han sufrido una caída ingresos podían solicitar estas ayudas al alquiler, que han contado con mas de 650.000 euros. En este momento están convocadas las ayudas ordinarias, que son compatibles si no coinciden los mismos meses.

¿Me puede detallar esto?

Las ayudas al alquiler por Covid son para un máximo de 6 meses y bonifican hasta un máximo de un 40% de lo que paga un calvianer por su alquiler. Las ordinarias se pueden solicitar, si se cumplen los requisitos, para los otros 6 meses. Desde que empezamos la legislatura nos planteamos las ayudas al alquiler como un derecho. Es decir, aquellos que estén en una situación económica y familiar que les permite solicitarlas, las tendrán.

¿Cuál es la otra ayuda social que destacaría?

Sin duda, las ayudas de urgencia social, que se dan a las familias con dificultades extremas, y que están pensadas para ayudar con la alimentación o pagar el recibo de la luz. El año 2019 no llegamos a dar todo el presupuesto, y este año había presupuestados más de 200.000 mil euros y llevamos otorgados casi 1,1 millones. Casi el 90% son para alimentación, ya hemos ayudado casi a 1.200 familias en unas 4.000 ayudas. La situación extraordinaria hace que sea necesario ayudar de manera extraordinaria. Hace 15 días ampliamos el presupuesto de estas ayudas en 300.000 euros más para acabar el año.

Antes hablaba de que el Plan Reactivación Económica y Social fue apoyado por todos los grupos. Además de en este momento, ¿ha sentido el apoyo de la oposición?

Durante la primera ola de la pandemia, hasta que llegamos al acuerdo en junio, tuvimos mucho diálogo Nosotros tomamos la iniciativa de reunirnos con las portavoces de la oposición y explicarles en detalle qué hacíamos, y nos propusimos intentar llegar manera conjunta al acuerdo social, algo que conseguimos. En este sentido, no tengo ninguna queja de la oposición. En verano las cosas han ido cambiando por las dificultades de la temporada turística y algo se ha enrarecido, pero yo respeto mucho el trabajo que la oposición decide hacer. Nosotros intentamos responder a las necesidades de los ciudadanos, y lo hacemos con la convicción de que estamos haciendo los pasos que consideramos mejores para Calvià

La decisión de la iluminación de navidad ha sido muy bien acogida, ¿ya conocemos el destino de los fondos?

Estamos concretándolo, lo que sí hemos dicho es que el destino será de carácter social. Estas navidades no tendremos luces en las calles, pero intentaremos que los comercios puedan tener iluminación y lo mismo con las casas, ya veremos cómo. Todo este dinero presupuestado para la instalación de luces tendrá dos destinos: por un lado, para que las familias que peor lo están pasando puedan tener una ayuda extraordinaria de alimentación, con el objetivo de que haya comidas o cenas especiales en sus casas, y puedan sentir el apoyo de su ajuntament. Con el esfuerzo de todos podrán disponer de algo más diferente en su mesa en estas fechas. Otro objetivo es que no nos encontremos con niños o niñas que puedan quedarse sin juguetes de navidad. Son las dos líneas en las que trabaja actualmente el departamento de desarrollo social

Este verano ha estado marcado por el cierre de Punta Ballena. Algunos empresarios no se han sentido apoyados por el Ajuntament, ¿tiene algo qué decirles?

Evidentemente, sabemos de las dificultades de todos los empresarios de la zona afectada, lo que hemos dicho siempre es que Punta Ballena no es la única zona afectada. No solo la calle Punta Ballena tuvo que cerrar, hay muchos empresarios de calles de Magaluf, Paguera o Portals que no han podido abrir porque no había actividad económica. Nuestros esfuerzos se dirigen a todos los empresarios que de una manera u otra han sufrido la imposibilidad de abrir. Hay locales en Palmanova, o Peguera, incluso calles pegadas a Punta Ballena, que no han abierto no porque no les hayan dejado, sino por la caída turística.

Nosotros lo qué hemos dicho siempre es que estamos dispuestos a ayudar, y por eso tenemos líneas de ayudas para todos. Pero es que además, para ayudas como la de tasa de basuras, les hemos dicho que como el Govern ha extendido el cierre del estado de alarma a estas dos calles por más tiempo, podían pedir una mayor bonificación en la tasa de basuras. Como dijimos, estamos trabajando y hemos pedido al Govern que los locales que no abren como ocio nocturno pudieran emplearse de las actividades secundarias que tienen en sus licencias, para operar como bares y cafeterías y que puedan tener algo de actividad. Lo que la pandemia está cerrando es el ocio nocturno. Por eso estamos trabajando en estas líneas.

En este sentido, Emytra asegura que ustedes no les ayudan.

Nos sentamos a hablar con Emytra en agosto, pero las maneras no eran las mejores para seguir el diálogo. Hace dos semanas tuvimos una nueva reunión para explicarles lo que estamos haciendo para que puedan abrir. Estos días tenemos una nueva reunión, nosotros nunca nos hemos negado a reunirnos. Otra cosa es que algunas personas crean que podemos hacer más de lo que hacemos, porque creo que somos el municipio que más esfuerzos está haciendo. Comprendo las dificultades, pero nuestra obligación es comprender a todos. A Baleares han llegado unos 1.000 millones de euros por ERTES y ayudas a autónomos, y por las bonificaciones Calvià dejará de recaudar unos 10-12 millones de euros en impuestos. Si recaudas menos y pagas más, hay que hacer muchos esfuerzos. Todas las ayudas que se puedan ofrecer, tenemos que ofrecerlas para todos.

Desde la pandemia del COVID, Calvià ha apostado por digitalizar trámites. ¿Qué acogida ha tenido la iniciativa?

Ya teníamos previsto en los presupuestos de 2020 hacer un esfuerzo en la digitalización de procesos y tramitación, que no solo es hacer procesos informáticas, también es simplificar y reducir trámites. En los presupuestos de 2020 se incluían unas plataformas que nos ayudan a este proceso. La pandemia han obligado a intensificar el ritmo, porque no podemos atender a la gente de manera presencial tanto como el año pasado. Hay nuevos sistemas novedosos, hemos activado un teléfono de atención ciudadana de 8 a 20, estamos dando la posibilidad de hacer trámites de manera online… por la situación sanitaria no podemos permitirnos tener colas.

Ustedes han hecho un gran esfuerzo para ayudar al tejido más dañado por la crisis, pero ¿de qué otras partidas se ha recortado o se recortará?

Teníamos en los Presupuestos partidas para inversiones, compras, eventos, ciertos gastos… Es cierto que algunas cosas no se podían hacer, como las fiestas populares, por ejemplo, y todo ese dinero se redirige a ayudar a Calvià. Pero también hay inversiones en infraestructuras que hemos bloqueado y algunas se aplazan porque había que priorizar. Teníamos, por ejemplo, un contrato para asfaltar algunas calles, y vamos a hacerlo, pero hemos recortado y no ejecutaremos este año todo lo previsto. Se hará aproximadamente el 50% de lo planificado, porque hay cosas que son muy necesarias y hay que invertir para ir manteniendo el municipio, pero cuando hay emergencia social hay que priorizar.

Por lo que cuenta, su prioridad en 2020 han sido las ayudas sociales. ¿Se mantendrán para 2021?

Siempre que sean necesarias. El carácter social de este equipo gobierno es innegable, y subvenciones como las ayudas al alquiler o a los autónomos, en la medida que sea necesario, se volverán a convocar. Ahí no vamos a dudar ni a recortar.

Sé que faltan unas semanas, pero ¿tiene algún deseo prenavideño para Calvià?

El deseo de año nuevo es evidente: que abandonemos esta pandemia, que podamos vernos sin máscaras, que recuperemos los abrazos y los saludos tan tradicionalmente nuestros, y sobre todo, que la actividad económica en Calvià se recupere y que todo el mundo pueda tener una vida digna.

Facebook Twitter Email

Escribe un comentario

(*OPINA Y COMENTA SIEMPRE DESDE EL RESPETO. SIN INSULTOS, OFENSAS, DESCALIFICACIONES PERSONALES Y/O INJURIAS. WWW.DIARIODECALVIA.COM SE RESERVA EL DERECHO A NO PUBLICAR COMENTARIOS INAPROPIADOS, CONTRARIOS A LAS LEYES O LESIVOS. )

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *